miércoles, 13 de noviembre de 2013

Endúlzate

Hola hortelan@s!! Esta semana os contamos que desde que probamos la mermelada de berenjena nos dan ganas de probar con todo lo que vemos en el huerto!!

Ahí van unas nuevas recetas de mermelada, en este caso de otoño, que nos servirán tanto de guarnición-contraste como de desayuno.

Esperamos que os gusten!!!

MERMELADA DE CALABAZA
Limpiar la calabaza (2kg) y trocearla en dados (tamaño al gusto)
Colocar en un bol junto con azúcar moreno (1kg). Pondremos capas de calabaza y azúcar sucesivamente. Y lo dejaremos macerar de 8 a 24h.
Poner a fuego medio añadiendo el zumo de un limón y un palo de canela (según gustos podéis cambiar la canela por vainilla brandy o lo que os parezca que tiene sentido). Remover de vez en cuando, hasta que pase una hora
Ahora, batir o no batir, esa es la cuestión, según os guste que quede con trozos o sin ellos.

Dejar enfriar y consumir, o enfrascar al vacío (si hacemos mucha cantidad esta es una buena solución que nos permitirá tener mermelada durante muucho tiempo, al final os contamos cómo hacerlo!)


MERMELADA DE ZANAHORIA
Pelar y limpiar 1kg de zanahoria, trocearla y ponerla a hervir hasta que estén tiernas.
Escurrirlas bien y pasar por la batidora (o no)
Añadir al puré obtenido el zumo de 2 limones y la ralladura de 1/2 limón.
Añadir el azúcar (500gr) y cocer a fuego medio hasta que coja consistencia (recomendamos no dejarlo demasiado espeso ya que al enfriarse se quedará muy sólida)

Dejar enfriar y consumir, o enfrascar


MERMELADA DE MANDARINA
Pelar y limpiar 2 kg de mandarina (importante retirar también la piel de cada gajo!)
Pesar la fruta procesada y calcular el azúcar necesaria (500-600gr de azúcar por kg de mandarinas según sean dulces o más bien ácidas)
Poner el azúcar cubierta de agua en una cacerola y mantener 3-4 min en ebullición.
Incorporar la mandarina y mantener a fuego medio, moviendo de vez en cuando hasta que tenga la textura deseada (En el caso de los cítricos dejarla un poco más líquida que el resto porque espesan más al enfriar!)

Dejar enfriar y consumir, o enfrascar.


CÓMO ENFRASCAR AL VACÍO

Elegir los frascos: mejor no demasiado grandes para que no se estropee el contenido una vez abierto si no se consume y mejor con la boca ancha para que sea fácil llenarlos.
Esterilizar: Hervir, durante 20min aproximadamente, los frascos y las tapas que vayamos a utilizar. Si son muchos es aconsejable poner un paño doblado en el fondo de la olla para que no choquen unos con otros, así no se romperán.
Rellenar con el preparado aún caliente y hasta arriba.
Cerrar con todas tus fuerzas :)
Poner al baño María, con el agua cubriendo la totalidad de cada frasco, durante otros 20 min.

Sacar (con pizas o paños)y dejarlo enfriar.
Nos durarán más de un año!

SAAAALUD!!




lunes, 4 de noviembre de 2013

Mi tesoro

Si habéis visto Amelie os acordaréis de esto...

Dominique Bretodeau escondió un tesoro cuando era pequeño... metió en una caja de chapa algunas cosas y buscó un lugar donde dejarlo estar. (...) Años después en el piso donde creció Bretodeau vive Amelie... una noche se le cae un tapón de colonia que rueda por el suelo hasta dar con...


Hoy, en torno a la magia de esos pequeños tesoros, queremos hablaros de algo que acabamos de descubrir y que nos encanta! Es Geocaching!!

¿Qué es? Un sencillo juego de pistas al aire libre y totalmente gratuito a través del cual podréis saciar vuestro espíritu detestivezco y pasar un buen rato descubriendo y redescubriendo tesoros y lugares interesantes... 


Desde hace años, miles de personas esconden sus tesoros (o cachés) por todo el mundo. Dejan las coordenadas y alguna pista en internet y, a partir de ese momento, otras personas salen a buscarlos. Quien lo encuentra puede dejar una nota en la red o, boli en mano, en el cuaderno de registro que encontrará en el mismo tesoro. Puede, además, intercambiar uno de los objetos que se encuentre por otro. 

Lo más sorprendente es el nivel de participación que hace del juego algo muy dinámico y con muchas posibilidades (hay 2.262.859 de geocachés activos y más de 6 millones de geocachers en todo el mundo!!)

Lo más interesante quizá sean las notas personales (descubrir, por ejemplo, que uno de los dos tesoros que hay en tu diminuto pueblo de origen lo colocó alguien de Chile estando de viaje...)

Y el tema de los tesoros intercambiables también tiene miga! podéis encontrar practicamente cualquier cosa, desde una cinta-cassette grabada a un coche de juguete; una nueva pista, etc, etc


Es, además, una herramienta que podemos usar para descubrir distintos lugares, ya que los cachés se encuentran en espacios con cierto interés turístico, cultural o paisajístico.


Sol@, en pareja, en familia o con amigos.. os va a sorprender la cantidad de tesoros que hay por todas partes.

Os va a gustar!!
SALUD!